Relaciones familiares

Just another WordPress.com weblog

Las Relaciones de pareja y su influencia en los hijos

Todas las relaciones de pareja que se inician con el galanteo, la fascinación y la atracción mutua, donde cada uno está en su esquina y a través de movimientos paralelos de acercamiento que dan inicio a una convivencia mutua, ( similar alembrague de un motor donde sus dientes estan rotando, se acercan uno al otro, se fusionan, para luego separarse) pasan inevitablementecomo mínimo por 10 etapas críticas que les impone la necesidad de renegociar su relación, cada vez que haya un tránsito de una etapa del ciclo vital a la otra. Lo anterior nos debe mostrar claramente como en dichas relaciones, sus miembros comienzan y terminan siempre separados, ya sea por la dificultad que tengan sus miembros de renegociar y reorganizar la familia, que los lleva a ambos a buscar nuevas relaciones y nuevas parejas o porque al final sea la muerte la que los separe. 

Cada etapa ofrece un punto máximo de quiebre, que en terapia familiar llamamos crisis vital y que implica la renegociación de la relación o su ruptura. ellas son:

1) El noviazgo: Aqui cada miembro de la pareja debe hacer una serie de ajustes en sus rutinas, para conseguir un equilibrio que les permita estar juntos y alimentar la relación. Esta es una crisis, que no se vive condificultad porque ambos estan fascinados el uno con el otro y las renuncias que supone su vínculo, se hacen gustosamente.

2) El casamiento o la unión, ( sea cualquiera el rito elegido para hacerla y conformarse socialmente) Esta es quizas la etapa más dificil y que supone permanentes ajustes y negociaciones, pues aqui es preciso acomodar hábitos distintos de aseo, alimentación, sueño, orden y estilo de vida y es esta una de las etapas donde muchas parejas no logran su acomodo y se terminan irremediablemente, dejando una gran frustración, por lo que pudo haber sido y no fue.
Es aqui donde cada uno confronta el sueño que ha idealizado de lo que será la vida en común, con la realidad, que es siempre distinta, pues se entra en la relación con supuestos no compartidos y nunca negociados. De ahi que haya un dicho que dice NOVIO = no vió. También aqui se evalúa al otro con los parámetros y las costumbres de la familia en que uno creció y que muchas veces en lugar de acercarlos, los va separando irremediablemente, si no se expresa claramente eso que pienso, eso que desearía y que el otro, no esta en condiciones de adivinar 

3) El embarazo: Esta es una etapa que cada uno de sus miembros vive en forma diferente y que genera distancias muchas veces irreconciliables y que si no se comunican los sentimientos y emociones individuales, romperán definitivamente las posibilidades de comunicación, asi sigan juntos, pues se interpone entre ambos el resentimiento, la descalificación, que entregarán posteriormente como legado al hijo, y obviamente creará para este, endebles bases a su seguridad personal, no en vano todas las mujeres hablan de su experiencia del parto y de los detalles que no se le ocurrieron a su marido… para ambos supone un aprendizaje el ser padres, pero con la socialización de que hemos sido objeto las mujeres nos apropiamos del hijo y nos resentimos, si el otro se mete mucho porque estorba y si no se mete porque hace falta, convirtiendo asi esta experiencia muchas veces en motivo de resentimientos mutuos, sumados al malestar que produce la interferencia de suegras, amigos y parientes, dándo cada uno un consejo diferente , que si quisiéramos seguirlos todos nos enloqueceríamos. Aqui pues es imperativo renegociar roles y compromisos frente a la crianza, que le permitan al padre aprender a paternar y a la madre le impida la sobrecarga que termina resintíendola.

4) La salida del hijo para la escuela, que antes era a los 7 años y actualmente es incluso a los 3 meses una vez terminada la licencia materna, cuando aún los padres se sienten inseguros y la dejada de su bebe les produce ansiedades y temores que facilmente los ponen en disputa e incluso exigencias a la madre para que abandone su trabajo…y si esta se resiste a abamdonar su desarrollo económico, y personal, asiste a un sin número de sentimientos de culpa por dejar de lado lo que la cultura le ha enseñado como ” Instinto”
5) La adolescencia del hijo no pasa inadvertida para todo el sistema familiar poniéndolo en jaque y requiriendo negociaciones de todos sus miembros que le permitan el equilibrio a la pareja y la necesaria y saludable independencia jalonada por el o la adolescente.
6) la salida del hijo del hogar, ya sea a estudiar una carrera universitaria, a formar un hogar o a asumir su autonomía a través del trabajo, que desencadena una serie de obstáculos impuestos por los padres que se resienten a dejar su rol protector y vigilante y en forma inconsciente quieren impedir alegando carencia de recursos o la prohibición por no sentirlos preparados para volar solos.
7) Sigue entonces una etapa que denominamos el nido vacío, donde los padres, que se han olvidado de ser pareja en la brega de la crianza, se miran mutuamente descubriendo en el otro un desconocido y muchas veces nos llevan a maximizar sus defectos…
8) Generalmente la anterior crisis viene a la par de otra que llamamos el retiro laboral y la soledad, unida al sentimiento de inutilidad que en ocasiones acompaña este tránsito a la jubilacion, hace de esta época una de las más serias y que supone un reaprendizaje, un permitirse vivir la libertad perdida con los años de producción y trabajo, para proveer a los hijos y que no les falte nunca nada. Aqui se encuentra muchas veces una pareja en la que cada uno padece una soledad acompañada y que requiere apoyo para reencontrárse, reiniciar planes juntos, disfrutar los placeres pequeños y de la libertad para cultivar hobbies.
9) y 10) vienen juntas la viudez y la muerte que obligan a los hijos a asumir responsabilidades con el padre solo y que supone una inversión jerárquica dolorosa para el adulto mayor y para el o la hija a cargo

Todas estas crisis enumeradas son las que universalmente aquejan las relaciones familiares, descontando las otras muchas que aparecen sin ser esperadas y que no le suceden a todas las parejas y familias como una enfermedad grave, un desempleo, un secuestro, un cambio de ciudad, de empleo o de barrio, el ingreso de una empleadao un pariente… en todas y cada una se requiere renegociar la relación, los roles,los estilos de relación para permitir a sus miembros su crecimiento y la reorganización según la etapa de su vida.

Como verán hay unas claves importantes a tener en cuenta: * Tanto la entrada como la salida de miembros de un sistema, produce crisis.
* Las crisis no son malas, son oportunidades para crecer e implican cambios en la manera de estar juntos.
* Todas las crisis generan dificultades de comunicación que se deben vencer so pena de acabar con el sistema y de acumular rencores que solo hacen daño.
* Los hijos ingresan y padecen dificultades en la relación de pareja y terminan siendo parte del problema, lo cual los llena de ansiedad, al quedar atrapados en un conflicto de lealtades entre las dos personas que lo sustentan y son los pilares de su seguridad incluso si se separan, pues la relación de padres e hijos no admite divorcio.
* La pareja deberá ser consciente de esto, lo cual no implica que deba resolver todas sus dificultades en privado, pues en las familias todo es comunicación y es quizas más importante lo que no se dice, que lo que se dice, lo que debe es evitar incluir sus hijos invitándolos a tomar partido de sus diferencias.
*Las solidaridades que se producen en el trasegar del sistema familiar. perduran a través de los años e incluso aún después de la muerte. Son vínculos significativos, importantes y decisivos en la vida de cada uno de sus miembros

Anuncios

febrero 26, 2007 - Posted by | Relaciones de pareja, Uncategorized

12 comentarios »

  1. information …
    enterprise rentacar schiphol airport enterprisecarrental chicago il

    Comentario por Nexqikkk | agosto 24, 2007 | Responder

  2. information …
    abrafrew

    Comentario por Fiheqala | agosto 28, 2007 | Responder

  3. Por qué razón la relación de los padres (mala) afecta tanto a un hijo que lo hace renunciar a formar una pareja (aún habiendo conocido a la mujer de su vida), a tener un hijo, a no querer comprar muebles (teniendo los medios), a vivir como un eremita (con internet y un Mercedes), a no querer compartir nada, ni siquiera su tiempo. AUXILIO!!! GRACIAS!

    Comentario por Gra | noviembre 18, 2008 | Responder

  4. esta super bien su informacion.. es de gran ayuda

    Comentario por anyeli | junio 4, 2009 | Responder

  5. Deseo saber porq mi pareja prefiere la compania d sus hijos q la mia, incluso dormir con ellos q conmigo, quiero saber si soy yo la del problema o es el, siempre q vamos algun lado tiene q acompnarnos sus hijos siempre q vamos d compras es con sus hijos ya no aguanto porfavor ayudenme a travez d un consejo, sus hijos son 4 dos de cada relacion y con ambos es lo mismo ellos tienen casa y tuene a su mama. Espero respuesta. Gracias!

    Comentario por rosario | abril 4, 2010 | Responder

    • En tu caso habra que mirar varias situaciones de la relacin que los hayan llevado a ese punto… la conducta de l lo que nos muestra es un profundo abismo de pareja que requiere de ayuda, para resolverlo. Amar a los hijos no debe por ningn motivo excluir al otro, ni siquiera despues del divorcio, tampoco es bueno el colechodormir con ellos eso solo sirve de trinchera contra el conyuge y no beneficia en nada a los hijos; los vuelve inseguros y dependientes y el papel de los padres es llevar a sus hijos a la autonoma. Gracias por tu comentario. un abrazo

      Comentario por beatrizzuluaga | septiembre 17, 2010 | Responder

  6. Dra. Tengo una relacion estable de dos años con mi pareja,el que tiene 49a, ha tenido muchos fracasos anteriores y de cada uno tiene hijos;Yo tengo 39a, soltera, sin hijos. Ambos profesionales, trabajamos en compañias estables; estudiamos una 2da profesion, y disfrutamos mucho de los espacios en comun y tiempo libre.
    Cuando nos conocimos compartimos mucho, conversamos nutridamente y poco a poco nos fuimos compenetrando;con el tiempo me fue contando de sus experiencias.
    Poco a poco,nos fuimos comprometiendo,el me conto de sus ‘cuatro hijos’;y luego con el tiempo me contaba con mas detalles de sus relaciones con esas parejas. Tenia muy mal rapport con sus hijos, y como soy de un ambiente muy familiar, le fue conquistando a acercarse a ellos, no a seguir siendo el papa cheque acostumbrado a recibir desplantes de ellos. Considero me la llevo bien con ellos, tengo caracter, me gusta el trabajo armonico y en equipo, y trato de negociar cuando de decisiones se trata.Estoy muy clara en lo que quiero y busco de alguien en pareja, el me lo brinda.

    El tuvo una hija de su 1er matrimonio que tiene 23a actualmente; luego de un romance me contó tenia un hijo de 17a; de otro romance una hija que nadie sabe que es de el que tiene 16; y de su 2do matrimonio dos hijos una chica de 15a y un chico de 12a; y no sabe si de su ultima relacion antes de mi persona tiene una hija de aprox 5a, puesto que la madre de la criatura le monto cuernos y no sabe a quien corresponde la paternidad y ninguno se pone de acuerdo en hacer pruebas de ADN para salir de esa manipulacion velada que se tienen.

    Actualmente tenemos 2años conviviendo juntos en su apartamento. Distribuiamos el trabajo de casa, a pesar que a el no le gusta, pues tiene la concepcion los oficios diarios de casa, servir,hacer corresponden a la mujer. Siempre le he cuestionado eso,explicando que la mujer de hoy busca equilibrio en las relaciones, es proactiva y emprendedora, y negocia la equidad de hacer.Aun no se convence, pero mejorabamos.
    Hemos salido en familia con los 4hijos conocidos, la relacion entre ellos ha mejorado notablemente considero yo, desde que hemos creado espacios para que se conozcan y compartan entre ellos a pesar de ser de madres distintas y realidades distantes.

    Viviamos los dos solos hasta hace un año y medio, la hija de su 1er divorcio que es de 23a,se vino a vivir con nosotros,es graduada, tiene marinovio, trabaja en una empresa estable; hace cuatro meses la convivencia se ha tornado muy incomoda para mi, pues la hija quien se mostraba cariñosa, cercana, pareciera estar en competencia por su papa; no colabora en nada en el hogar, es desordenada, mal educada solo cuando el no esta frente a nosotras, permanece en la casa como si fuera un hotel entra y sale sin decir si vuelve o no, y para colmo lleva a su mama a mi casa cuando yo no estoy, situacion que me molesta mucho pues es mi hogar de pareja con el.
    Explique a mi pareja la incomodidad que he venido sintiendo y mas aun que me veo afectada en mi zona de confort como pareja al tener a su ex en nuestra casa hablando con el de las cosas que hicieron juntos en su pasado; el me dice que soy exagerada, que es normal, que es su mama, que es su casa, que el me pida le sirva a su hija de ejemplo para que ella aprenda conmigo a hacer todas las labores de casa sin protestar, en fin que haga su papel de papa y ponga limites yo, pero con la aceptacion que su ex entre a mi hogar las veces que su hija quiera.
    La verdad me siento muy irrespetada, me parece absurdo, que ambas teniendo su casa, las que el les dejo, tengan que estar en nuestro hogar y vivir yo esta incomodidad.-
    Quiero buscar el equilibrio emocional y poner limites como pareja en nuestro hogar de manera asertiva y la verdad, no se si soy yo la errada.
    Agradezco mucho la atencion y aporte que de usted reciba, saludos

    Comentario por Nei Lina | octubre 19, 2010 | Responder

    • Amiga, una cosa es aceptar la relación o relaciones anteriores, los hijos existentes y lograr el encuentro con ellos si competir y otra muy distinta es convivir con las compañeras anteriores… el equivocado es él… no ha logrado cerrar el capítulo, ni respetar el vínculo con Usted. Honrrar las parejas previas, la historia de ellas con su pareja actual es saludable, pero muy intrusivo si esas parejas irrumpen en tu espacio… como muy bien lo dices, ES IMPERATIVO PONER UN LÍMITE CLARO.
      Si la hija de 23 años no logra respetar la intimidad de tu hogar, tus normas y TUS LÍMITES, es el padre quien deberá intervenir y señalar el sendero, pue ella es mayor, autómoma, pues trabaja y ha sido bien recibida en casa, pero eso no le concede derechos a irrespetar tus sentimientos.
      Habla claro con tu pareja y muéstra claramente tu malestar, sin sentir culpa por ser clara, si no logras su comprensión, apoyo y respeto a tu dignidad, serás tu quien deba tomar decisiones claras.
      Te deseo suerte

      Comentario por beatrizzuluaga | enero 25, 2011 | Responder

  7. BORRAR COMENTARIO POR FAVORRRR

    Comentario por ANONIMO | octubre 19, 2010 | Responder

  8. Definitivamente fue una gran fortuna tenerla de docente Dra. Beatriz zuluaga en la universidad simon Bolivar en Cucuta, ya que he seguido leyendo articulos de su autoria y realmente fue muy provechosas las clases—- Gracias espero poder tener el privilegio de volver a estar en sus clases . Y en cuanto al articulo esta completamente relacionado con lo que fueron sus clases.

    Comentario por Aura Suarez | octubre 30, 2011 | Responder

    • Gracias AURA para mi también fue grato compartir con Ustedes. sigue leyendo los diferentes autores del enfoque sistémico y encontrarás alli una fuente de sabiduría y una herramienta útil para tu vida profesional.
      Un abrazo y mucha suerte.

      Comentario por beatrizzuluaga | octubre 30, 2011 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: